Diferencia entre los pagarés no a la orden y los pagarés a la orden

Un pagaré es un recurso financiero mediante el que una empresa adquiere un compromiso con un beneficiario para hacer frente a una cantidad económica antes de una fecha determinada. Es uno de los instrumentos más utilizados en la actualidad. Y son muchas las empresas que lo llevan a cabo.

En el caso de que se trate de una operación mercantil, el Banco de España lo define con una tipología muy similar al de una letra de cambio. Y es que, en último término, la finalidad es exactamente la misma.

pagare a la orden

¿Cuántos tipos de pagaré existen?

Principalmente, podríamos dividir los pagarés de acuerdo a una clasificación que los divide en dos tipos. Por un lado, los pagarés a la orden. Por otro, los pagarés no a la orden.

Es importante conocer las diferencias entre ambos tipos antes de hacer uso de ellos. Por ello, a continuación las vamos de explicar de una manera sencilla.

Pagaré a la orden

El pagaré a la orden se utiliza para establecer un compromiso con una persona o una empresa en un tiempo de plazo determinado. Que, normalmente, no es muy elevado. Este tipo de pagarés permiten que el beneficiario del mismo haga una cesión del propio pagaré utilizando un mecanismo conocido como endoso.

El endosopermite ceder el documento de crédito que una persona realiza hacia un tercer individuo o empresa. Sin embargo, es muy importante que todo quede registrado en el dorso del documento. De lo contrario, podría no tener la validez necesaria.

Pagaré no a la orden

El pagaré no a la orden es muy similar al anterior. Se define como un acuerdo mediante el cual el emisor se compromete a pagar una determinada cantidad a una persona o a una empresa en un plazo fijado previamente.

La principal diferencia que encontramos con respecto al anterior es que, en esta tipología, no hay ningún acuerdo de endoso. Por lo que no se podría alcanzar esta formula.

¿Qué tipo de pagaré es mejor?

Como se puede comprobar de acuerdo a ambas definiciones, la principal diferencia entre ambos tipos de pagaré es la capacidad de realizar el endoso. El pagaré a la orden, ya que permite la cesión por endoso, es mucho más flexible y asegura unas mayores opciones de cobro.

Por tanto, antes de llegar a un acuerdo a la hora de obtener un pagaré, conviene tener muy claro cuál es la tipología que se quiere realizar.

¿Qué factores intervienen en un pagaré?

Un pagaré está compuesto, únicamente, por dos intermediarios. Por un lado, el emisor. Que es la persona o la empresa que tiene una deuda y que se está comprometiendo a pagar el importe fijado en el documento en cuestión.

La segunda parte que interviene en este tipo de acuerdos es el beneficiario. Que es la persona que recibe el importe fijado en el propio pagaré.

Como ya hemos comentado, el pagaré es uno de los recursos más utilizados en el ámbito económico y corporativo. Por ello, es conveniente tener claras cuáles son las diferencias entre todos los tipos que existen con el objetivo de lograr la operación más satisfactoria.

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Información básica sobre protección de datos - Responsable: David Aroca Aparicio. Finalidad: Publicar los comentarios enviados. Legitimación: Ejecución de la relación comercial o contractual entre ambas partes. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos como se explica en el aviso legal

Uso de cookies

Usamos cookies propias y de terceros (Google) para que usted tenga la mejor experiencia de usuario, por lo que los terceros reciben información sobre tu uso de este sitio web.

Si continúas navegando, consideramos que aceptas el uso de las cookies. Puedes obtener más info o saber cómo cambiar la configuración en nuestra Política de Cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This